Ashtanga Yoga

Mi historia con Ashtanga Yoga

El Yoga es el complemento perfecto para conocer, inspirar y empoderar cada vez mejor a los demás. Cada día me conozco más, sé como manejar mejor mis emociones, y cómo controlar mi cuerpo y mente. Entenderme a mí mismo es fundamental para poder entender a los demás.

Me inicié en el yoga por curiosidad. Mi esposa comenzó a practicarlo y al verla, yo no entendía porqué lo disfrutaba tanto y porqué era tan feliz, pero era una felicidad diferente, calmada, transparente y sincera.

Tuve que vencer mis miedos y verguenzas de estar parado en una sala intentando llegar siquiera a mis canillas con las manos, al lado de chicos y chicas 20 años menores que yo, haciendo contorsiones con el cuerpo que yo creía imposibles para un humano común. Con el tiempo te das cuenta que hay  muchos más practicantes como tú, iniciando el aprendizaje de controlar cuerpo y mente.

Lo mío con el Ashtanga Yoga no fue un amor a primera vista, como hubiese querido. Fue más conocernos, mirarnos, tener un romance fugaz, separarnos, mirarnos de lejos, y tener varios encuentros cortos e intensos, hasta que llegó el momento en que decidí que lo quería a mi lado todos los días.

No fue tan romántico, pero algo así.

Hoy, con mucha devoción hacia mi práctica y hacia las enseñanzas, practico 6 veces por semana; y enseño con mucho cariño y respeto, ayudando y guiando personas a mejorar su vida.

Las clases de Ashtanga Yoga te dan la posibilidad de mantener una práctica continua decidiendo tú la frecuencia con la que practicarás.

👈🏼 Haz click en la foto si te interesa iniciar tu práctica o tener una clase de prueba

Ofrecemos talleres sobre Ashtanga Yoga y otros temas relacionados a bienestar en general. Son dictados por mí y por distintos profesores y profesionales especializados en el tema que se tratará.

A %d blogueros les gusta esto: